Todos sabemos que debemos alegrarnos por lo bueno que les pase a los demás, pero en muchas ocasiones se nos complica la cosa cuando nace la incómoda?. ¡envidia!.

No podemos negarlo? todos, alguna vez, hemos recibido una foto, correo, o wahtsapp donde alguno de nuestros amigos nos "deleitaba" con muestras o relatos de los estupendamente que lo estaba pasando de vacaciones, de lo guapa que era la gente de por allí, o lo ricos manjares que estaba probando.

Y claro, como no?. Queremos revancha!!! Y en nuestro próximo viaje intentamos superar lo que parecía insuperable y la gente es más guapa, la comida más rica y las puestas de sol tienen más colores?. Y esta vez, serán nuestros amigos los que se chinchen, y así hasta casi el infinito?

Desde aquí, te damos algunas ideas que seguro pondrían verde de envidia al más pintado:

? Hora Whatsapp: 03:00 am. El mensaje solo dice: "no tengo palabras? es lo MAS que me ha pasado nunca. Despedidme del resto, no vuelvo."

? Post en FB: Fotografía movida de un pie. El texto solo dice: Hola a todos, voy corriendo, ya os contaré! Lo mejor que me ha pasado nunca! No puedo decir más por ahora ?.

? Twitter: Aviso a seguidores: no vuelvo, podéis repartiros mis cosas, incluidas las entradas del mega concierto.

Fuera de bromas, sin duda la tecnología de hoy en día permite compartir estos momentos de entusiasmo de forma instantánea, y con ello transmitir la emoción del momento. No es lo mismo contar lo bien que uno lo ha pasado en pleno síndrome post vacacional, que compartir el "subidón" del momento.

Twitter

La reflexión sería: ¿hasta que punto una vez más la tecnología cambia las relaciones? Si tenemos en cuenta que tanto las imágenes como los comentarios hechos por impulso dejan su huella y no podemos después borrarla, la respuesta es obvia? una tarifa de voz y datos no va a servir solo para comunicarnos, sino para "escribir" parte de nuestra historia. Suena muy trascendental, ¿verdad?, pero seguro que conocemos algunos ejemplos de aprietos en los que se han puesto algunas personas.

Si durante gran parte del año, esperas y sueñas con unos días de desconexión ¡no los estropees!!! Porque sobre todo, las vacaciones no son eternas y a la vuelta querrás seguir teniendo amigos ;)