Algunos defienden la versatilidad de Android y su capacidad de evolucionar y adaptarse. Otros están prendados de la estabilidad y facilidad de uso que brinda iOS. Y todos tienen razón. Pero a veces llega un momento en la vida de un usuario de smartphone en que hay que probar algo nuevo, cambiar. Y tal vez una oferta irresistible, el regalo de un ser querido o la simple curiosidad lleguen a poner en tus manos un dispositivo del "otro" sistema, del que nunca habías usado. Si te ves en esa situación, debes saber que el cambio no tiene por qué ser traumático, ni siquiera difícil.

¿Cómo pasarse de Android a iOS o de iOS a Android? Hazlo en cuatro pasos

Para empezar, las aplicaciones de Google Play suelen tener su equivalente en la AppStore de Apple y viceversa. Con muy pocas excepciones, encontrarás exactamente las mismas apps con las mismas prestaciones en un lugar y en otro. Cierto, en ocasiones los usuarios de la manzanita deben pagar por algunas cosas que para Android son gratuitas. Pero casi siempre existe una alternativa gratuita y satisfactoria.

1 Sincroniza la agenda de contactos

De Android a iOS. Gracias a (o por culpa de) la obligación que impone Google de tener una cuenta de correo en Gmail a todos los usuarios de Android que quieran usar sus aplicaciones, la mayoría de tus contactos, o todos, estarán almacenados en tu cuenta de usuario de Google. Así que en tu nuevo iPhone solo tendrás que sincronizar el dispositivo con la cuenta Google. Ve a Configuración - correo, contactos y calendarios ? añadir cuenta. Introduce tus datos Google y selecciona las opciones correspondientes. Ya está. Y para pasar de iOS a Android, es exactamente igual.

2 Sincroniza tu música favorita

De Android a iOS. Es tan sencillo como conectar tu iPhone a un ordenador donde previamente hayas instalado iTunes, seleccionar los archivos que desees sincronizar? y listo.

De iOS a Android. Descarga e instala el Google Music Manager en un ordenador. Ya sabes que este programa te permite almacenar 20.000 canciones en la nube, así que por grande que sea tu colección no deberás preocuparte. Después del laborioso proceso de "subir" toda tu música, puedes usar la aplicación Google Play Music para acceder a esos archivos. Será como tu Spotify personal.

3 Escoge tus fotos preferidas y sincronizalas

De Android a iOS. Hay varias posibilidades, pero una de las más prácticas es usar la app de Google+ para guardar todas las fotos que quieras en tu perfil. A continuación, instala esa misma aplicación, Google+, en tu iPhone. Como la cuenta es la misma, su contenido no variará y tus fotos seguirán estando ahí.

De iOS a Android. El proceso es el mismo, pero tendrás que usar un ordenador como "puente". Conectando el iPhone al ordenador en cuestión, traspasa todas las fotos al disco duro. Desde ahí, mándalas a tu cuenta Google+, y cuando tu flamante Android se sincronice, ¡voila!, las tendrás a tu disposición.