¿Smartwatch o smartband?

En la actualidad los relojes inteligentes se han vuelto muy populares, dado que cuentan con accesorios que complementan nuestra experiencia de uso, pero aquellos que desean introducirse en el mundo de los wearables no pueden dejar de preguntarse: ¿smartwatches o smartbands? Esta respuesta no solo la determina el precio de cada uno, si no las funciones y el uso diario que obtendrás si adquieres uno u otro. Por lo tanto, la primera pregunta que debes hacerte es ¿para qué la necesito? 

 

Si eres de esas personas que quiere comenzar con una rutina de ejercicios y no quieres gastarte mucho dinero porque te basta con poder llevar la cuenta de los pasos que das, una pulsera puede ser la solución por su formato más sencillo. Sin embargo, si buscas un reloj que cuente con más funcionalidades necesitas un smartwatch, ya que tiene una pantalla más grande y te permite recibir todas las notificaciones de tus redes sociales e incluso responder desde las mismas. smartwatch dispositivo

También te puede interesar¿Cómo está avanzando la tecnología en los coches?

Si aún te quedan dudas al respecto te mostramos las principales diferencias entre uno u otro y sus características más destacables: 

 

Smartwatch

1. Diseño

Normalmente las personas que adquieren un reloj inteligente saben que es un dispositivo muy atractivo por el diseño que presenta. En principio es idéntico a los relojes originales, aunque algunos de ellos cuentan con un tamaño más grande de lo normal.  

 

La mayoría de los smartwatches están diseñados para que queden bien en nuestra muñeca. También tienes la posibilidad de poder cambiar sus correas ya que hay multitud de opciones y de colores.

 

2. Funcionalidades y aplicaciones

Son mucho más complejos que las smartbands, ya que nos permiten interactuar con las notificaciones que recibimos del exterior. Es decir, podemos, en la mayoría de los casos, recibir datos o notificaciones y responderlas o gestionarlas desde estos dispositivos.  

 

En cuanto a las aplicaciones, depende del modelo que elijas. Hay algunos como el Samsung Gear S de lo más completo del mercado que permite contestar y recibir llamadas, tiene GPS, Wifi, 3G, etc. Y luego tenemos modelos más simples, en los que podemos ver las notificaciones a través de ellos para después contestarlas con nuestro smartphone 

 

Además, hay dos tipos de relojes inteligentes: los que se conectan por Bluetooth o con conexión propia mediante SIM.

 

3. Sistema Operativo y Batería

Aquí tenemos que diferenciar entre los relojes Android, los compatibles con iOS, los Samsung y los que tienen una compatibilidad universal (el Watch U8). 

 

Antes de comprarlo asegúrate de que el dispositivo es compatible con tu teléfono móvil. Luego tendrás que comprobar que el teléfono tiene la versión de Android que pide como requerimiento el reloj.  

 

Respecto a la batería, es el gran punto débil de los smartwatches. Normalmente su duración no pasa de un par días, con lo que deberás de tener el cargador siempre cerca. Eso sí, su carga se completa rápidamente

 

Smartband

1. Diseño

Suelen ser poco llamativas, ya que carecen de una esfera donde enseñar sus datos. Así que, por lo general, pocos se darán cuenta de que estás utilizando un avanzado dispositivo wearable 

 

Podrás encontrar algunos modelos que, aunque no tengan pantalla táctil, pueden tener leds que nos trasmiten información sobre distancias recorridas, realización del plan de entrenamiento, calorías, etc.

 

2. Funcionalidades y aplicaciones

Son mucho más limitadas que las de los relojes inteligentes. Normalmente estos dispositivos están basados en dos funciones: Como gestores deportivos o para controlar el sueño. Al tener estas limitaciones sus resultados son mejores en estos apartados que en los Smartwatch. Algunos modelos de pulseras inteligentes también reciben notificaciones con una breve vibración. Incluyen podómetros, medidor de calorías, realización de objetivos y cuentan con sus propios gestores deportivos que se pueden controlar con una app.

 

3. Sistema Operativo y Batería

La mayoría de las smartbands no necesitan estar conectadas a otros dispositivos. Tendrás que tener bluetooth para conectar y traspasar los datos que ha recogido nuestro dispositivo cuantificador. Eso sí, la batería es el punto fuerte de las pulseras inteligentes ya que duran días, semanas e incluso meses.  

 

Como veis elegir entre un smartwatch o una smartband es cuestión de gustos y de la funcionalidad que le des al dispositivo. La decisión dependerá de ti. Pero desde MÁSMÓVIL te ayudamos con las mejores ofertas de fibra para que puedas sacarles el máximo partido a tus relojes inteligentes. Consulta todas las ofertas en nuestra web o llámanos gratis al 900 696 981. 

 

Y tú, ¿cómo le vas a sacar partido a tu Smartwatch o Smartband?

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está aceptando las mencionadas cookies y la política de las mismas. Más información ACEPTAR

Aviso de cookies