El área 51, la supuesta caída de un ovni en Roswell (EE.UU.) en 1947, los testimonios de algunos chamanes? La fascinación por la posible existencia de extraterrestres se remonta a hace miles de años. Hay indicios fundados de que civilizaciones como la romana y la egipcia se plantearon la existencia de vida en otros planetas. Los egipcios, de hecho, eran grandes astrólogos, y diseñaron su propio zodíaco. Ahora, la NASA ha creado su propio platillo volante.

Los científicos creen que existen varias decenas de miles de planetas que cumplen las condiciones para que haya vida. Recientemente, además, se ha descubierto un planeta muy similar a la Tierra, a unos 600 años-luz de nosotros.

Son muchos los libros y películas que han imaginado cómo serían los seres extraterrestres, y los imaginaron bajo todo tipo de formas. En cuanto al vehículo con el que llegaban a la Tierra, parece haber mayor consenso: los OVNIs tienen siempre o casi siempre forma de platillo volante.

El primer avistamiento ?reconocido- de platillo volante tuvo lugar en el año 1947 en el Estado de Washington (EE.UU.). Un piloto llamado Kenneth Arnold dijo haber visto pasar nueve brillantes objetos voladores en las cercanías del Monte Ranier, que parecían tener forma de media luna o de disco, y que se movían como si estuvieran desplazándose sobre el agua. De ahí el nombre de "platillo" volante. De pronto, cientos de personas dijeron haber visto objetos similares (lo del OVNI de Roswell, de hecho, se produjo supuestamente dos semanas después).

La idea no debe ser tan mala, pues la propia NASA está desarrollando su propio platillo volante. Como lo oís. Bueno, ellos lo llaman Desacelerador Supersónico de Baja Densidad (LDSD, por sus siglas en inglés), y su idea es mandarlo a Marte en un futuro no muy lejano. He aquí la foto:

Este sábado ha tenido lugar la primera prueba del LDSD. El vehículo se ha dejado caer desde la atmósfera, donde había sido trasportado por un globo gigante de helio. El proyecto ha sido calificado por los técnicos de la NASA como "el vuelo que sacudirá a la ingeniería". La NASA quiere ya empezar a preparar el terreno de cara a futuras expediciones a Marte con seres humanos, cuyas misiones requerirán naves espaciales más grandes y pesadas

En realidad, no es la primera vez que se diseña un vehículo con forma de platillo volante ?indiscutiblemente aerodinámica- y propulsión vertical. En 1955 la Marina estadounidense creó un prototipo, que teóricamente nunca llegó a funcionar porque, según dijeron, la tecnología de propulsión no estaba preparada. Se adelantaron a su tiempo, al parecer.

En España, un grupo de ingenieros ha creado el HeliKar, del que se le están realizando ya pruebas en el túnel del viento. El HeliKar "es como un Ferrari que vuela", decía uno de sus creadores, Carlos Matilla, recientemente al diario El Mundo. Despega en vertical, vuela a 3.000 metros de altitud y es capaz de alcanzar los 430 kilómetros por hora.