Lo último por hacer antes de año nuevo

Por estas fechas siempre empezamos a darle vueltas a los típicos propósitos de año nuevo pero, ¿Has pensado alguna vez en todo lo que puedes hacer antes de que se acabe el año?

De hecho la primera cosa que vamos a sugerir es directamente no preparar un propósito de año nuevo, especialmente si es uno claramente ambicioso. Nada, ¡Olvídalos! Lo que sí puedes hacer es pensar en tus objetivos a largo plazo y orientar todas tus futuras decisiones a ellos, tardarás más o menos, darás más o menos vueltas por otros caminos, pero llegarás.

Para los deportistas de invierno puede ser una buena idea una escapada navideña, a la nieve por ejemplo. Pasar las navidades en una estación de Ski con tu familia, aunque sea por cambiar la tradición habitual, puede ser interesante. Las ciudades europeas como Viena, Praga, Hungría Copenhague… por estas fechas están repletas de espíritu navideño y son mágicas, así que puede ser una buena idea viajar y visitar sus mercadillos navideños. Si te animas un poco más, Nueva York luce espectacular y más llena de vida que nunca en Navidad.

Si quieres regalar algo más especial, o simplemente hacer una retrospectiva puedes hacer un álbum con todas las fotos del último año y disfrutar de tus mejores recuerdos de nuevo, para saborearlos antes de que acabe el año. Si muchos de ellos los has compartido con alguien especial, podréis hacerlo juntos.

fs

Aprovecha para ingerir todas las calorías que puedas. De paso vete mentalizando y no te sientas culpable por las comilonas que te vas a pegar. Retomando el asunto de los propósitos, si tienes pensado apuntarte al gimnasio para solo ir en Enero y Febrero (y lo sabes por muy convencido que estés), casi mejor que le dejes al dueño el dinero diréctamente en su buzón, ¡Porque el efecto será el mismo!

La gente aprovecha las vacaciones para estar con la familia, pero hay algunos familiares que realmente no ves nunca ni demuestran el más mínimo interés por ti el resto del año, aprovecha para hacerles una visita un par de días antes para luego poder pasar estos días tan especiales realmente con los que más quieres.

Si aún te queda tiempo entre la multitud de cenas familiares, de amigos y de trabajo a las que vas a ser invitado, puede ser un buen momento para llamar a esa persona que siempre tienes en mente pero con la que al final nunca te reúnes y tomar un café calentito y poneros al día de vuestras aventuras durante el año, y contaros batallitas.

Si estás pensando en las nuevas reformas fiscales, puedes dedicar un poco de tiempo a revisar cómo montártelo para que te salga mejor.

Y para terminar la lista y como factor más importante, ¡Ser felíz! porque este propósito tiene que estar siempre en tu lista.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR